Sánchez adjudica 2.000 millones para sus «amiguetes»

El verdadero problema es que el dinero no está llegando a las empresas

El presidente del Gobierno ha gastado 2.000 millones de euros de los Fondos Europeos de forma discrecional.

De esta forma, el líder de los socialistas ha empleado dicha cantidad en inversiones en proyectos regionales sin pasar por la conferencia sectorial con todas las regiones. No ha dado ninguna explicación sobre su decisión.

Anuncio

Estos 2.000 millones no se han pactado en alguna de las 59 conferencias sectoriales que Gobierno y comunidades han celebrado hasta la fecha para la distribución de los fondos. El dinero, según el Ejecutivo, se ha distribuido a través de otros instrumentos de acción pública como convenios, subvenciones o programas piloto.

La cifra se conoce en mitad de la polémica por la acusación de las regiones gobernadas por el PP al Gobierno de favorecer en el reparto de los fondos a las autonomías que están gobernadas por el PSOE.

La oposición en pleno y muchos medios de comunicación han exigido explicaciones. Así, la vicepresidencia económica que dirige Nadia Calviño, se ha visto obligada a declarar que facilitará esos datos en los próximos días.

Ante esta noticia, Alfonso Rojo, comentaba duramente: «Me sorprende que sean solo dos mil millones de euros. Yo creo que se lo reparten ellos. Cual es la garantía absoluta para pillar, aparte de ponerle cita ecológica, fondo verde y la palabra progre en tu solicitud, ser amiguete del gobierno. Si eres amiguete del gobierno pillas«

Ofensiva judicial del PP

La ofensiva judicial y mediática del PP cuestionando el reparto de los fondos europeos ha logrado tensionar al Gobierno. La Moncloa está a la defensiva desde la vuelta de las Navidades. Pero no ha conseguido aclarar porqué algunas pequeñas partidas se han entregado a comunidades gobernadas por el PSOE o sus socios nacionalistas y separatistas. «La sensación que hay es que Pedro Sánchez y el PSOE no cuenta con nadie para nada«.

A las empresas no les llegan los fondos

Mientras tanto, el verdadero problema es que la la ejecución real de los fondos sigue en cifras muy bajas. Las empresas han recibido cerca de 1.000 millones de euros de los fondos del Plan de Recuperación, muy lejos de los 11.000 millones de los que presume el Gobierno. El Ejecutivo sigue sin aclarar cuánto dinero efectivo está llegando a las empresas, a través de las diferentes inversiones acordadas con Bruselas.

En concreto, un seguimiento de la ejecución real ofrece un gasto próximo a los 2.000 millones de euros, de los que 1.000 millones estarían realmente en manos de las empresas, como ejecución completa, en términos de contabilidad nacional. En cualquier caso, las propias empresas han denunciado que el dinero no está llegando, que las convocatorias hasta ahora anunciadas son pocas y antiguas, y que las empresas podrían invertir en otros países si el dinero no llega pronto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad