Reguero de sangre en el centro de acogida de inmigrantes ilegales de Canarias

El campamento de inmigrantes Las Raíces en Tenerife registra ocho detenidos y diez heridos en un grave altercado

Este martes, La Asamblea de Apoyo a Migrantes de Tenerife difundió un vídeo, a través de redes sociales, en el que se veía un reguero de sangre en las escaleras de acceso a la enfermería del campamento tinerfeño Las Raíces. Este campamento, el más grande de los seis que hay en toda Canarias, continúa siendo escenario de incidentes y polémica desde que se inauguró en febrero con el traslado de algunos de los inmigrantes que estaban alojados en los hoteles.

Según explican desde Accem, la ONG contratada por el Gobierno para gestionar el campamento, la sangre pertenece a un joven subsahariano que presentaba “una fractura en la pierna con el hueso a la vista” y que el , por lo que ha tenido que entrar en quirófano. Él y otros dos inmigrantes fueron trasladados en ambulancia al hospital mientras que otros siete fueron atendidos en Urgencias de Atención Primaria, según la informa la ONG.

“Varias personas llevaban protestando un tiempo, en huelga de hambre, etc. Se supone que ayer iba a haber alguna reunión con algún cargo de Accem, pero no hubo. A raíz de ahí se armaron protestas y después se volvió una situación bastante tensa”, dicen desde la Asamblea.

“Parece ser que la reyerta empezó fuera del dispositivo y luego se trasladó dentro”, explican desde Accem. “La noche anterior hubo un incidente en el comedor y no sabemos si eso tuvo que ver algo con lo sucedido”, añaden.

Esta no es la primera vez que los inmigrantes protagonizan un altercado en Las Raíces ya que después de su apertura, un grupo de ellos acampó fuera para protestar por las malas condiciones de las instalaciones y de la comida y para pedir que se les permitiera trasladarse a la Península.

Según el diario El Mundo, El 6 de marzo, llevaron a cabo una “Marcha por el libre tránsito” entre el campamento y la ciudad de La Laguna, en cuyo termino municipal se encuentra el campamento, a la que asistieron un millar de personas. Una semana después, la Policía entró en las instalaciones y detuvo a siete personas tras ser avisados de altercados durante la comida por los servicios de seguridad del campamento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad