Miedo en Podemos a lo que pueda desvelar Villarejo

El partido de Pablo Iglesias cambia de opinión y ahora evita la comparecencia del excomisario Villarejo por miedos a que pueda desvelar los chat de Podemos con los fiscales.

El partido de Pablo Iglesias ha cambiado una vez más de opinión y ahora prefiere evitar que el excomisario Villarejo declare en la comisión parlamentaria sobre la trama de espionaje que afecta al Partido Popular, conocida como el caso Kitchen.

Esta decisión se justifica en el deseo del partido morado de evitar dar “protagonismo” al excomisario, porque tienen miedo de que aproveche su declaración para arremeter contra el fiscal Ignacio Stampa y hable de los chats de los abogados de Podemos.

Anuncio

Enrique Santiago, principal responsable del partido morado en la comisión parlamentaria, ha dado un giro de guión inesperado esta semana. El diputado de Podemos ahora asegura que no es prioritario escuchar a Villarejo, lo que refleja los «miedos» del partido morado ante la figura del conocido comisario. Villarejo forma parte de lo que en Podemos llaman las “cloacas policiales”.

Y es que hay pruebas de cómo Pablo Iglesias pedía la comparecencia de Villarejo. Así declaraba en septiembre de 2018 en La Ser:

Por eso ahora sorprende que el podemita Enrique Santiago de un paso atrás y no pida la comparecencia de Villarejo. Sobre la figura del excomisario se abrió un debate interno en Podemos. Algunos integrantes cercanos a Pablo Iglesias manifestaron su temor a que Villarejo se aprovechara de la situación para lanzar ataques contra el partido. Concretamente, a que hablara de las relaciones con sectores de la magistratura y de los chats que vinculan al fiscal Stampa con el equipo legal.

«No quieren darle un altavoz. Hablaría de Stampa, de Dina y sabe Dios si de qué cosas que no sabemos todavía. Y seguro que leería los mensajes, y pondría en evidencia a Podemos».

Y sobre todo quieren evitar que el PP no lance una ofensiva para que Villarejo «lo cuente todo, y en directo». La presencia de Villarejo permitiría a los partidos en la Comisión pedir los chats internos de Podemos. El temor del partido de Iglesias viene porque en el pasado mes de julio Villarejo ya hizo alusiones a la relación de los fiscales con Podemos durante una declaración en la Audiencia Nacional. Además, el comisario acusó a los fiscales de operar “impunemente como felpudo o alfombrilla de baño” de Podemos. Y tampoco en el PSOE quieren tener cerca a Villarejo. No quieren que haga declaraciones sobre Dolores Delgado y Baltasar Garzón.

Entre Podemos y el PSOE han sellado un pacto para que, además de Villarejo, tampoco acudan otros miembros del partido como los exabogados. Pero la amenaza de una posible confesión de Villarejo está ahí. Y es que el pasado 3 de noviembre, el excomisario ya advirtió a los partidos de que aún guarda un as bajo la manga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad