La Justicia confirma la imputación de Podemos por su financiación

El juez descarta las sospechas sobre la reforma de la sede central de Podemos, pero destaca la “falta de compromiso de sus dirigentes con la cultura de cumplimento de las normas legales”

Se confirman los problemas judiciales para Podemos. El juez Juan José Escalonilla, encargado de la causa que investiga la presunta financiación irregular del partido de Pablo Iglesias, ha rechazado la petición de la formación de cerrar la causa. Al contrario, el magistrado ha decidido confirmar la imputación de Podemos.

La imputación de la formación morada se sostiene, como así asegura el juez, por “la falta de compromiso de los dirigentes de dicho partido político con la cultura ética o cultura de cumplimento de las normas legales”. Escalonilla no encuentra argumentos de peso en los documentos aportados por la defensa de Podemos. “En nada suponen el cumplimiento por parte de dicho partido político de los modelos de cumplimiento normativo”, ha suscrito.

El auto de la investigación recoge que los miembros de Podemos ocultaban decisiones importantes a los dos abogados que representaban al partido por aquel entonces: José Manuel Calvente y Mónica Carmona. Y pone de ejemplo de esas decisiones no comunicadas a la licitación de las obras para la reforma de la sede central o la contratación de la consultora chavista Neurona para supuestos trabajos electorales.

El juez no se queda ahí. En el auto se recoge un mensaje: “A lo anterior cabe añadir el cese fulminante tanto de la responsable de cumplimiento normativo, Mónica Carmona, como del Delegado de Protección de Datos, Juan Manuel Calvente, que actuaba como colaborador de aquella, en cuanto se tuvo conocimiento de las investigaciones llevadas a efecto por su parte, lo que además de infringir la autonomía de dicho órgano del partido político resulta igualmente expositivo de tal falta de compromiso de los dirigentes de dicho partido político con la cultura ética o cultura de cumplimento de las normas legales”.

La única pequeña victoria que Podemos puede celebrar es la que compete a las obras de su sede principal. El juez ha decidido archivar la causa que investigaba por qué el presupuesto de las obras acabaron siendo el doble de las licitadas. A pesar de ganar esta pequeña batalla, en Podemos pocas celebraciones hay ya que el juez sospecha que el dinero público destinado a Neurona no se empleó para fines electorales, como así estipula la ley.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad