Irene Montero habría tenido una segunda supuesta niñera asalariada de Podemos

El juez Juan José Escalonilla admite a trámite la denuncia a una extrabajadora podemita, investigada por malversación

Aparece un segundo posible caso en que líderes de la formación morada son vinculados con utilizar a sus trabajadores en el cuidado de sus hijos. Ahora, la supuesta trabajadora podemita que llevó a cabo tal menester para los propietarios del casoplón de Galapagar, es Gara Santana.

Gara se verá obligada a declarar en calidad de investigada el próximo martes en el Juzgado de Instrucción nº 42 de Madrid. Así lo ha decidido el juez Juan José Escalonilla, tras estimar la petición de las acusaciones populares ejercidas por Vox ProLege, la Asociación de Juristas Europeos. Todo ello según ha podido conocerse de una providencia a la que ha tenido acceso Europa Press.

Anuncio

Gara identificada por Podemos

Una exempleada de logística del partido morado, señaló que una tal Gara, trabajadora del Unidas Podemos, también realizó labores particulares para la expareja podemita. La ex escolta contó al juez que ella «llevaba personalmente hasta el casoplón de Galapagar» a la asesora Gara Santana para «encargarse del cuidado de los menores». «A esa señora –en referencia a Gara Santana– no le pagaba ni Pablo Iglesias ni Montero, sino que cobraba de Podemos», sentenció la ex escolta. Esta revelación es clave para investigar a la ministra por un presunto delito de administración desleal, castigado con penas de prisión de 1 a 6 años y multa de 6 a 12 meses.

La testigo manifestó que Santana trabajó jornadas de ocho horas diarias en el domicilio de Iglesias y Montero en la urbanización La Navata. «Se encargaba del cuidado de los mellizos, Manuel y Leo, tras recibir el alta hospitalaria en el Gregorio Marañón donde estuvieron ingresados al nacer prematuros», afirmó Elena González. «La asesora Gala Santana estaba cansada de tener que cuidar a los niños de Iglesias y Montero y así nos lo transmitía a los escoltas», ratificó González en sede judicial. Y añadió: «Nosotros la recogíamos (a Santana) y la llevábamos hasta el domicilio familiar en Galapagar porque como está tan lejos…».

La pareja de Mayoral estuvo realizando estas labores durante, al menos, «cuatro o cinco meses». En ese tiempo, la asesora desatendió sus funciones como jefa de prensa de los morados porque «estaba dedicada al trabajo personal de Irene Montero», señaló la ex escolta.

Declaración ante el juez

Ahora, por tanto, la extrabajadora de Podemos, Gara Santana, deberá declarar si ejerció de cuidadora de los hijos de Irene Montero en 2019, antes de que esta fuese ministra de Igualdad.

El juez requirió a la formación morada para que identificara a la persona a la que la exescolta se refirió como «Gara», quien habría trabajado en 2018 con el equipo de prensa de Montero. Según la repuesta del partido izquierdista sobre si cobró del partido o del Congreso, el magistrado afirmó que le llamaría para comparecer como testigo o como investigada. Según providencia del pasado 8 de abril, el juez finalmente acordó citarle como investigada debiendo declarar este martes, 10 de mayo.

Segundo caso

Si se confirma que Santana trabajó como niñera de los hijos de la actual ministra de Igualdad, estaríamos ante la segunda asalariada de la formación a la que se vincularía con esta mala praxis. Recordemos que el otro caso fue el de Teresa Arévalo, exjefa del gabinete de Montero. En aquella ocasión fue acusada por Mónica Carmona, la que fuera responsable de Cumplimiento Normativo de Podemos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad