Con Sánchez los españoles pagarán más en la Declaración de la Renta

El Gobierno aprovecha la inflación en máximos para que los españoles paguen 240 € más por el IRPF

Que la inflación está en máximos históricos, es un hecho de todos conocido. Que este hecho perjudica el poder adquisitivo de los españoles, es una evidencia. Lo que apenas se conoce es que el Gobierno va a aplicar una medida confiscatoria adicional para recaudar más a todos lo españoles.

La jugada es muy sencilla: el Gobierno no ha aplicado el impacto de la evolución del IPC a lo largo de 2021 en la configuración del IRPF anual. De está manera, recaudará más de 4.100 millones en lo que sería un impuesto encubierto que vaciaría aún más el bolsillo de los ciudadanos.

Anuncio

Con la subida de los precios, la tasa de inflación cerró en 2021 en el 6,5%. Esto ya de por sí es un fuerte varapalo para la mayoría de los españoles. Pero, por si fuera poco, los que declaren el IRPF a partir de abril tendrán que pagar más que el año pasado. Expliquémoslo con detalle: en 20021 la cifra de la reducción en la base imponible de la declaración conjunta era de 3.400 euros y en la individual, de 2.150 euros. En su defecto, para tratar de compensar el impacto de la inflación, Hacienda tendría que haber aumentado el impacto de la inflación debiendo quedar, en la conjunta en los 3.600 euros y en la individual en los 2.290 euros. Pero, ¡oh, sorpresa!, el Gobierno que no iba a dejar a ningún ciudadano atrás, se ha olvidado de ese detalle y no lo ha actualizado. Por tanto, esa una diferencia de unos 220 euros en el primer caso y de 140 en el segundo que recaerá en los hogares de los españolitos de a pie.

Subida de impuestos encubierta

Es decir, se ha producido una subida encubierta de impuestos. El Gobierno se limita a ser pasivo, a no tomar una decisión. Es lo que los economistas la denominan «fiscalidad en frío». Con ello, el Estado ingresa más dinero sin tener que anunciar un alza explícita de los impuestos, evitando la imagen negativa que para un Gobierno suponen estas decisiones. La intencionada inacción del Gobierno de Pedro Sánchez a la paupérrima situación que atraviesan muchas familias. Se hallan con los ahorros bajo mínimos debido al aumento de los precios y con la obligación destinar una cantidad mayor para responder ante el fisco el próximo mes de abril. Así, Carlos Lacaci, del despacho Lacaci & Delgado Abogados, «un trabajador medio en España ya trabaja más de 180 días al año, es decir, más de seis meses, para pagar solo impuestos directos e indirectos. Si ahora no hace nada para paliar el efecto de la inflación, se agrava más esa situación». El resultado: queda menos dinero disponible en el bolsillo de los españoles.

Además, el daño dependerá de la Comunidad Autónoma donde se resida. Madrid, como siempre será donde más se notará la subida: cada madrileño tendrá que pagar de media 240 euros más. Le siguen Barcelona, donde el incremento será de 230 euros y Baleares, de 215.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad